Un compromiso con la historia

Miriam Velázquez Rodríguez  
 Fotos: Adversy Alonso Blai
Ángel Arzuaga Reyes, vicejefe y coordinador del Departamento de Relaciones Internacionales del Comité Central del PCC, instó a la militancia a erradicar las subjetividades que lastran el avance del municipio y materializar las ideas, conceptos y directrices, emanados del 8vo.Congreso.

La asamblea de balance del Partido Comunista de Cuba (PCC) en el municipio Martí tuvo una connotación histórica. Los militantes de ese territorio matancero, cuyo nombre rinde honor a nuestro Héroe Nacional, se reunieron justo hoy, cuando se conmemora el aniversario de la salida del yate Granma desde México, encabezada por Fidel Castro, a quien evocamos en esta misma fecha, cuando se cumplen cinco años de su desaparición física.

El debate se propuso ser fiel al legado del Comandante en Jefe de la Revolución. Con el firme compromiso de fortalecer la ejemplaridad y revertir todo cuando anda mal en el territorio, analizaron con profundidad, entre otros, temas tan importantes como la producción de alimentos, la labor ideológica y la política de cuadros.

Allí, la Unidad Básica de Producción Cooperativa El Sordo tiene una enorme responsabilidad si de garantizar la alimentación al pueblo se trata. Bajos rendimientos, incorrecta organización de la fuerza laboral y deficiente estrategia de siembra conllevaron al deterioro de su productividad. Sin embargo, hoy el panorama se muestra diferente.

En opinión del militante Frank Rivero, el cambio obedece al apoyo recibido por funcionarios y miembros del Buró del Comité del Partido, tanto en la provincia como en el municipio. “Nunca antes tuvimos una siembra como ahora, de papa, boniato, yuca. Da gusto ver cómo se está trabajando”.

 

Foto: Adversy Alonso Blai

 

También la Unidad Empresarial de Base (UEB) Agropecuaria, de conjunto con otros factores, debió adoptar alternativas en aras de erradicar el incumplimiento sostenido del acopio de leche a la industria. “La situación varió después de un seguimiento estricto con la nueva dirección y el actuar de las comisiones creadas desde el Partido que involucra a todos los militantes”, explicó Sarahí Chávez Lantigua.

Pero resta mucho por hacer para que este municipio retome el esplendor de antaño. Yoel Rodríguez Pérez, perteneciente al núcleo de la filial universitaria, se refirió a los proyectos que se ejecutan en la localidad. ¿Cuántos militantes del Partido conocen la estrategia de desarrollo municipal? ¿Cuántos la discuten en su núcleo, para su contextualización, para identificarse con ella? Cuestionó, al tiempo que la consideró el reflejo de hacia dónde deben ir.

Ángel Arzuaga Reyes, vicejefe y coordinador del Departamento de Relaciones Internacionales del Comité Central del PCC, instó a la militancia a erradicar las subjetividades que lastran el avance del municipio y materializar las ideas, conceptos y directrices, emanados del 8vo.Congreso.

La atención a la UJC fue otro de los acápites abordados. Durialis Almeida Rodríguez, secretaria del Comité Municipal, admite que si bien los jóvenes se han involucrado en todas las tareas, aún se sienten inconformes con los resultados. Reconoció que falta protagonismo a los integrantes de los comités de base de las UEB y cooperativas de créditos y servicios en aras de producir más alimentos.

“A ellos tenemos que verlos desde un trabajo transversal que llegue a todos los sectores, en lo productivo, en lo social. Nos corresponde darles una atención diferenciada”, alegó Migdrey Herrera Martínez, primera secretaria de la organización partidista en el territorio; en tanto, Susely Morfa González, miembro del Buró Provincial del Partido, abundó sobre una necesaria formación en pos de garantizar la continuidad. “Hay que escucharlos, tomarlos de la mano para que participen, conducirlos, buscarles un proyecto de vida”.

En la asamblea quedó conformado el nuevo Comité Municipal del Partido y su Buró ejecutivo. Migdrey Herrera Martínez fue ratificada como primera secretaria.