Díaz-Canel en la Sentada de los Pañuelos Rojos