Recorre Díaz-Canel tres lugares valiosos en Santiago

Alina Perera Robbio
Presidencia
Trabajo y lucha, dos principios fidelistas que este jueves recordó en la Ciudad Héroe el Primer Secretario delComité Central del Partido Comunista y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez. La vida está demostrando que ambos son la clave para alcanzar lo que Cuba necesita y solo tendrá con fuerzas e inteligencia propias.

Santiago de Cuba.- Ya cuando el sol no estaba tan alto sobre la heroica ciudad, pues la tarde había avanzado, el Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, visitó, en el Complejo Cultural Heredia, la XVII Feria Internacional Expocaribe 2022, iniciada este jueves y que se extenderá hasta el domingo.

 

Foto: Estudios Revolución.

 

A ese universo de confluencias, hecho para estimular alianzas entre las naciones caribeñas, y también de África, Asia y Europa, llegó el dignatario acompañado del Secretario de Organización del Comité Central del Partido Comunista, Roberto Morales Ojeda; del primer secretario del Comité Provincial de esa organización política en Santiago de Cuba, José Ramón Monteagudo; de la Gobernadora de la provincia, Beatriz Johnson Urrutia; y de otras autoridades.

El recorrido del Presidente por varios lugares de la ciudad –cuyo primer punto fue la Feria- estuvo antecedido de su conducción del encuentro cuyo contenido fueron las conclusiones para evaluar los resultados de la visita integral del Secretariado del Comité Central del Partido y su aparato auxiliar al territorio.

 

Foto: Estudios Revolución.

 

La sucesión de los hechos en la línea del tiempo se imbrican con total coherencia: porque en la reunión el Jefe de Estado recordó el valor de disponernos a buscar con fuerzas propias lo que nos hace falta en un mundo muy difícil, porque él había hablado de la resistencia creativa, de no quedarnos quietos y de seguir encontrando respuestas a cada problema, de desperezarnos del lastre traumático de la pandemia.

Y justamente la XVII Feria –allí donde los stands proponían temáticas como la producción de alimentos o medicamentos, o como el enlace estratégico entre el conocimiento y las empresas- representa un paso hacia adelante en la necesidad, expresada por Díaz-Canel en la reunión conclusiva del Partido, de “trabajar duro y con intencionalidad”.

El siguiente lugar visitado por el mandatario fue el Hospital Ginecobstétrico Docente “Tamara Bunke”, ya en funcionamiento, y que ha sido escenario de una reparación capital iniciada en diciembre de 2020. En un centro que brilla por su limpieza, belleza y luminosidad, Díaz-CanelBermúdez –que ya había estado en febrero de 2022- dialogó con directivos y trabajadores de la institución, y con futuras madres que allí permanecen ingresadas. “¿Están bien?”, “no les falta nada aquí”, eran las expresiones del Jefe de Estado mientras iba de sala en sala, en un universo restaurado y en cuya obra, de pura humanidad, brilla la cultura del detalle.

 

Foto: Estudios Revolución.

 

El Laboratorio Farmacéutico Oriente, perteneciente a BioCubaFarma, fue el tercer destino del recorrido. Allí el Primer Secretario del Comité Central del Partido fue recibido por su director general, Jorge Orestes Fernández Batista, quien ofreció a los visitantes detalles sobre una entidad cardinal para el país, cuyas producciones salvaron innumerables vidas durante la epidemia de COVID-19.

 

Foto: Estudios Revolución.

 

La empresa –que en 2021 alcanzó récord en la producción de medicamentos naturales, que ostenta importantes reconocimientos y premios, que se propone seguir aportando medicamentos, sueros y otros productos al sistema nacional de Salud-, sobresale por la investigación y la innovación y busca consolidarse en ese camino. Su funcionamiento encuentra sentido, como explicó Fernández Batista al dignatario, en sustituir todas las importaciones posibles, y en acrecentar sus producciones que impactan directamente en el bienestar de la población.

El Jefe de Estado recorrió la planta de Soluciones Parenterales, la cual tiene a cargo el cincuenta por ciento de la producción nacional. Allí preguntó, entre otros temas, por actividades como el control de la calidad, y quiso saber si entre las diferentes metas que están por delante la planta tendrá o no interrupciones: una trabajadora le respondió que no debe haber pausas; y el director general, un hombre que viene del mundo de la Química, y del trabajo partidista, habló de “seguir buscando variantes” para quitarle a Cuba lastres del terrible bloqueo que sufre.

En el recorrido, dos principios fidelistas de los que hablara Díaz-Canel en la reunión conclusiva del PCC en la provincia, afloraron desde la praxis: trabajo y lucha. La vida está demostrando que ambos son la clave para alcanzar lo que Cuba necesita y solo tendrá con fuerzas e inteligencia propias.