Díaz-Canel: Hay que alcanzar toda la justicia social y prosperidad que este pueblo merece

Bertha Mojena Milian
PCC
El Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, indicó en la Asamblea Provincial de Balance del Partido en Las Tunas enfocar los temas productivos y de servicios desde la resistencia creativa.

 “Estas asambleas las hacemos, entre otras cosas, para construir consensos, compartir experiencias, valorar cómo hacer mejor lo que quizás otros han podido, o no, hacer bien”, definió el Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (CCPCC) y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, en la mañana de este viernes, al intervenir en la Asamblea Provincial de Balance de los comunistas tuneros.

En el encuentro – que tuvo como sede la Universidad de Ciencias Médicas de ese territorio- estuvieron presentes también el Secretario de Organización del CCPCC, Roberto Morales Ojeda, el miembro del Secretariado y Jefe del Departamento de Atención al Sector Social, Jorge Luis Broche Lorenzo, además de otros funcionarios de la Estructura Auxiliar del Comité Central y las principales autoridades políticas, de gobierno y de las organizaciones de masas y sociales del territorio.

Ante los 150 delegados e invitados a la Asamblea, Díaz-Canel reflexionó ampliamente sobre los temas principales debatidos, relacionados con la producción de alimentos, la industria cañero azucarera, el ecosistema de actores económicos del país, la política de cuadros, la atención a los jóvenes, los desafíos en el terreno ideológico y cómo se articula y se ve todo eso desde el accionar del propio Partido.

 

Dijo que todos estos temas resumen las mayores insatisfacciones que tiene la población. Puntualizó que la producción de alimentos – por ejemplo – es uno de los que más cuesta porque se necesita, por una parte, combustible y por la otra, insumos y materias primas que no tenemos, a lo que se suman las complejidades del clima, la crisis mundial incrementada por la pandemia, la situación en Europa, el bloqueo recrudecido; nada de eso es ajeno a nosotros.

Díaz-Canel indicó enfocar los temas productivos y de servicios desde la resistencia creativa, porque no se avizora ni hay voluntad del gobierno de EE.UU. - muy comprometido con la mafia de Miami y en un año electoral- de cambiar su política hacia nosotros y no podemos quedarnos de brazos cruzados.

Convocó a resistir, crear, levantarnos con nuestros propios esfuerzos y talentos, como lo hicimos frente a la COVID-19 y eso hay que aplicarlo en la producción de alimentos, en la zafra, en la vida ideológica.

 

Imagen

 

El Primer Secretario destacó que las 43 medidas que se aplican para estimular la producción y comercialización, surgieron de un proceso democrático y de participación de los productores, quienes propusieron cómo dar tratamiento a un grupo de problemas y se concibió un paquete de medidas que han sido apoyadas y comprendidas. “Eso implica compromiso, hay que lograr mayores niveles de rentabilidad y eficiencia”, enfatizó.

Recordó que se está implementando el programa de soberanía alimentaria y educación nutricional, que hay que acompañarlo con la agroecología, las buenas prácticas para producir con eficiencia, empleando la ciencia y la técnica en función del desarrollo local, aprovechando las fuerzas endógenas que existen.

Reiteró que necesitamos una empresa estatal eficiente, un redimensionamiento en dos formas: que la mayor parte sea de subordinación municipal, que cada municipio tenga al menos una entidad fuerte en la producción de alimentos, bien estructuradas, con menos burocracia y controles ineficientes porque “la ineficiencia no se come” y para ello hay que tener verdaderos cuadros vinculados a la producción.

Aclaró que el proceso de reestructuración de empresas no significa mandar gente para la calle, sino trasladar gente de espacios improductivos a espacios más productivos, porque “eso es socialismo”.

Enfatizó, además, en que la empresa estatal socialista lidere las relaciones con las formas no estatales de producción y de forma armónica, que se complementen, sin imposiciones, que todo sea en función del bienestar de la población.

El Jefe de Estado señaló la importancia de la creación de polos productivos donde se concentre ciencia, tecnología, innovación y fuerzas productivas; aplicar las tecnologías de policultivo que conocemos y están avaladas científicamente, así cómo desarrollar las minindustrias y ampliar la vocación exportadora.

 

Foto: PCC

 

Sobre la producción cañero azucarera, el Primer Secretario del CCPCC indicó cortar toda la caña posible, hacer más mieles y rones, diversificar la producción de esas entidades con alimentos y ganadería y mejorar las condiciones de vida de los lugares donde viven sus trabajadores. “La caña es una actividad que está en nuestra cultura, explica nuestra historia, da muchos empleos, da muchos derivados”, resaltó.

Dijo que todo tiene que tener una proyección hacia la comunidad y los actores económicos no estatales deben velar por el medio ambiente, el entorno donde están y en ellos debe primar el compromiso revolucionario. “El reto es ese: cómo desde el trabajo del PCC la vinculación y participación en el programa económico local, ese sector esté insertado en la construcción socialista”.

Agregó que el encadenamiento productivo tiene que dejar de ser un slogan y convertirse en algo real para que la matriz de organizaciones estatales y no estatales económicas avancen junto a las sociales, armonizar eso y que el PCC se pregunte por qué hay ineficiencia, inercia y estancamiento en algunos actores económicos.

Miguel Díaz-Canel consideró que debe contarse más con los trabajadores, que todo se conduzca en colectivo y a eso tienen que contribuir las organizaciones de base, que hay que incorporar definitivamente la comunicación social a todo lo que se hace y a las maneras de hacer trabajo político ideológico, que las rendiciones de cuentas dejen de ser formales y contemplativas, pues la sociedad y sus instituciones necesitan cuadros con una profunda ética, identificados y sensibles con los problemas del pueblo, y en cualquier circunstancia, que resalten  por su afán  a la tarea, compromiso, capacidad para ser útiles y sensibles.

“Hay que alcanzar toda la justicia posible para alcanzar todo el bienestar y la prosperidad que este pueblo merece por su heroísmo”, enfatizó.

Definió como esencias para hacer bien las cosas: buscar  respuestas en nuestra historia, en nuestra cultura, en cómo se formó la nación cubana, en nuestra vocación de Patria, en la unidad y continuidad, que no forjarse si no están presentes los jóvenes en todo lo que hagamos.

Recordó que el imperialismo funciona con cinismo, hipocresía y doble rasero, que promueve las salidas ilegales y por otro lado, incumple sus compromisos para garantizar una migración legal, segura y ordenada, que vive de la mentira, la calumnia, la intoxicación mediática, bien financiada y organizada, interconectada para fracturar las mentes, usando una estrategia de restauración capitalista y neoliberal para que los pueblos renuncien a su cultura y esencia desde una posición de odio, vulgaridad, banalidad, engaño. “Hay que enfrentarlo y es uno de los retos más grandes en el terreno ideológico”.

Al referirse a la Cuba virtual que se construye en las redes sociales digitales, consideró que si alguien necesita un SOS es la sociedad estadounidense, desmoralizada y lo necesitara el mundo si se pliega a esa política hegemónica.

Finalmente, llamó a articular emociones, inteligencia, disposición y esfuerzo con acciones revolucionarias, sin perder el entusiasmo, sin dar espacio al reblandecimiento, al pesimismo. “Así estaremos entregando y corazón a Cuba, así vamos por más y vamos por todo”.

Unidad, Inteligencia y Decisión para seguir construyendo el socialismo

Al presentar una síntesis del Informe Central al encuentro – a disposición de la población desde hace varias semanas – el Primer Secretario del PCC en la provincia, Manuel René Pérez Gallego, destacó que en el mismo se realiza una evaluación del papel del Partido en el control e impulso a la implementación de las políticas para la producción y comercialización de alimentos y el programa cañero azucarero, la influencia de las estructuras del Partido en la calidad de los servicios que se prestan a la población, en especial los referidos a la salud pública.

 

Foto: PCC

 

Se evalúa también la implementación de las medidas de aseguramiento al perfeccionamiento del sector del comercio y la gastronomía, la efectividad de las acciones desarrolladas como parte del trabajo político ideológico, el enfrentamiento a la subversión, la atención a las nuevas generaciones, a las comunidades y el combate en las redes sociales, entre otros.

En cuanto al funcionamiento interno de la organización y el estado de la militancia en las diferentes instancias señala que ha existido un crecimiento sostenido de militantes, lo mismo ocurre con el número de organizaciones de base y se trabaja para crecer en todos los centros e instituciones, con acciones dirigidas al fortalecimiento de la preparación y desempeño de los secretarios generales.

En los últimos 6 años se han incorporado a las filas 12 341 nuevos militantes del Partido, hay 199 organizaciones de base nuevas y 3 286 militantes con respecto al cierre del año 2016 y se crece en todos los municipios.

El desarrollo de la estrategia económica nacional y el impulso a la producción agroalimentaria e industrial son prioridad; de ahí el seguimiento sostenido a los programas de la producción de alimentos y soberanía alimentaria y nutricional, en lo cual se alcanzan resultados superiores. Se incrementa la siembra y producción de cultivos varios, crece la entrega percápita por habitantes, la producción total y la venta a la población de productos agropecuarios, en lo que influye la nueva política de comercialización aprobada.

Existen, sin embargo, insuficiencias de carácter subjetivo que afectan las producciones, por lo cual se demanda un accionar más efectivo de las estructuras del sector agropecuario, del Gobierno y mayor exigencia del Partido.

En cuanto áreas entregadas en usufructo se han puesto en explotación el 71.2 por ciento y en ello se detectan violaciones por deficiente control, no se contrata la totalidad de las producciones, se generan desvíos y  productos agropecuarios que no llegan a la población por las vías y formas establecidas, incumpliéndose sobre todo en la carne de cerdo, el maíz, arroz, fríjol y la leche fresca. Deficiencias en la política de cuadros, en el funcionamiento de las juntas directivas, la falta de efectividad en la vinculación con la base, influyen también en esta situación.

En el informe se precisa, además, que la agroindustria azucarera, actividad económica fundamental en seis de los ocho municipios de la provincia y con gran implicación en la atención a más de 75 comunidades, incumple su plan de producción de azúcar.

La Circulación Mercantil Minorista Territorial se cumple al 83,9 por ciento con una afectación de 510 millones de pesos y a nivel empresarial incumplen 39 entidades y todos los municipios, con una afectación de más de un millón 746 mil pesos. De las de subordinación local, incumplen 15 entidades, de ellas 11 del sector del Comercio.

La Política de empleo ha sido otra prioridad en la provincia, resultado de lo cual hasta la fecha se han presentado en las Direcciones Municipales de Trabajo buscando empleo un total de 13 386 personas y se han ubicado laboralmente el 71.6 por ciento, tanto en el sector estatal como el no estatal, correspondiendo el mayor número de empleados a los trabajadores por cuenta propia.

La Asistencia Social también experimenta un notable incremento con 8 484 personas beneficiadas.

Se reconoce que el sector de la salud muestra estabilidad en los resultados y la actuación en el enfrentamiento a la Covid-19, y la Educación recibe por séptimo año consecutivo la condición de provincia destacada en el país.

Se impone entonces seguir perfeccionando el trabajo político ideológico a todos los niveles atemperado a las circunstancias actuales para transformar modos de actuación de algunos estudiantes en cuanto al cumplimiento del Reglamento Escolar y contribuir a la formación de valores, incrementar el número de crecimientos al Partido y la UJC con énfasis los profesores de Historia, Marxismo, Educación Cívica y Cultura Política, de igual manera intencionar el trabajo de formación vocacional y de orientación profesional.

En el Deporte se logran resultados favorables, el equipo de béisbol cuatro años consecutivos en el podio con dos medallas de bronce, una plata y un oro.

En la Política de la Vivienda,  de un plan de 1 730 el pasado año, la  provincia concluyó700 para el 40.5 por ciento de cumplimiento y en el programa estatal de 495 viviendas se concluyeron 400 para el 80.8 por ciento resultados muy distantes de las actuales necesidades de la población.

Asimismo, se perfecciona el Trabajo Comunitario Integrado, teniendo identificadas las 41comunidades que por sus características necesitan de una atención diferenciada y se trabaja en el fortalecimiento de las estrategias de desarrollo local, en el proceso de fortalecimiento de la autonomía de los territorios, potenciando la labor de los Órganos Locales del Poder Popular, en el que las estructuras partidistas de las zonas residenciales y militantes en sí,  desempeñan un rol importante, “conscientes, de que la militancia del Partido, unida a nuestro pueblo sabrá con inteligencia y decisión salir victoriosos en la defensa del Socialismo próspero y sostenible que construimos”.

 

Foto: Bertha Mojena